jueves, 24 de febrero de 2011

El ejemplo de Maya

Es verdad que todos los días, estos niños se encargan de recordarme lo frágil que es la vida, pero también se encargan de darme unas lecciones tremendas que hacen que vea la vida de otro color.

La pequeña Maya lo ha vuelto ha hacer. Ella tiene un problema muy serio de corazón y había sufrido en su corta vida ya varios ataques. Temíamos ya en LWB que no podría sobrevivir a otro, por lo que a finales del año pasado nos planteamos que había dos opciones: una era que siguiera tomando la medicación que le ayudara a llevar la mejor calidad de vida durante el tiempo que le quedara o bien hacerle una operación de alto riesgo de la que ella podría no sobrevivir. Ella tomó la decisión de operarse. Esta operación tuvo lugar a finales de Diciembre y no sólo salió viva de la operación sino que en pocos días estaba queriendo empezar a disfrutar de su nueva vida y le dieron de alta a principios de enero!!

Desde el orfanato de Maya nos dicen que está estupendamente y que ella ha sufrido grandes cambios desde la operación. Que está mucho más felíz y extrovertida y que su apetito a crecido mucho :-). Ella tiene incluso una cuidadora favorita que se encarga de prepararle comidas especiales para que siga bien la dieta que tiene que seguir.

Después del año nuevo chino insistía en que quería ir con sus amigos y empezar a hacer una vida normal. Ella ahora hace muchas cosas que antes no podía y una de ellas es el ir a la escuela todos los días (impensable para ella hasta ahora!). Va felíz. Ha empezado a vivir su vida con un optimismo que contagia. No es genial? Bien por Maya!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario