miércoles, 5 de marzo de 2014

Historias de amor

Hace poco dos personas maravillosas, a quienes tengo la suerte de querer como a mis 'segundos' padres, celebraron las bodas de oro. Toda una vida juntos! Ellos han sido siempre para mí un gran ejemplo en la vida de entrega, sacrificio, generosidad con mayúsculas y amor. Es curioso cómo desde niños sabemos que alguien que tenemos cerca tiene un corazón especial y  nos sentimos atraídos por ellos. De toda la gente que tienes cerca, sientes que esas personas son especiales. Bueno, o por lo menos eso me pasaba a mí.


No sé porque, acabo de ver esta preciosa historia y me he acordado de ellos. Quizá porque ellos también saben lo que es el amor, sin disfraces, sin egoísmo. Lo viven y lo transmiten así.

Para todos los que creéis en el amor: